viernes, 19 de agosto de 2011

Raúl Ruiz (1941-2011)

"Ninguna de mis películas se parece a la otra. Yo soy por naturaleza curioso y me gusta experimentar cosas. Yo soy de aquellos de los que, cuando niño, metían los dedos en el enchufe para ver qué pasaba. Me gusta ver qué pasa si le echamos agua a la electricidad, me gusta hacerlo de forma controlada por que se que va a pasar algo malo, pero aún así siento curiosidad, quiero ver como es que las cosas pasan. ¿Qué pasa si desdoblamos los personajes de una película? La experimentación en ese sentido lúdico hace que mis películas se parezcan muy poco unas con otras. Es cierto que poco a poco se han venido unificando, digamos, pero aún así cada una es distinta, es diferente. Me decía el médico que me trataba del hígado: 'El problema es que su hígado es atípico e inclasificable'. Y yo le dije: 'Eso es lo que dicen a menudo de mis películas'. Él me contestó que quizás mis películas están llenas de mis problemas del hígado. 'Lo que pasa ―dijo― es que sus vísceras son muy barrocas'. Y yo le repliqué: 'Es que también me dicen que soy muy barroco'. Bueno, de esa entrevista salí más materialista".
-Raúl Ruiz entrevistado por Santiago y Andrés Rubín de Celis en 'miradas de cine' (marzo, 2011).
____
Nota: La foto pertenece a la película Le temps retrouvé (Ruiz, 1999).

2 comentarios:

jahey dijo...

Desgraciadamente, como suele suceder, el hígado terminó ganando. Le temps retrouvé es la primera que vi de él, el siglo pasado en Cinemateca. Un lindo recuerdo.

Al parecer cuando Ruiz respondió al cuestionario de Proust, ante la pregunta de cómo desearía morir, citó el famoso "I would prefer not to" del Bartleby de Melville.

Martín Bentancor dijo...

Por fortuna, ahí están todos sus filmes esperando visiones y revisiones... Un saludo!